jueves, 21 de junio de 2012

Hoy

Hoy que el tiempo ya no estorba
hoy que tu voz no resuena
hoy que tus brazos son sólo los hilos de la almohada
hoy que mi casa es solo para habitar
hoy que las flores tienen más que espinas.

Hoy que el silencio no es más que la ausencia de sonido
y los estribos de un baile
son a fuego lento con alguna tipa dispuesta conocer sin amar.

Hoy que llueve sobre mojado en casa de tu pasado
hoy que pinta el cielo los colores de una historia normal
hoy que la experiencia en conquistas no se compara
hoy que el comer no es obligado
hoy que las cenizas vuelan por el mar de la nada.

Hoy que las normas de etiqueta pueblan mi día a día
y no hay atropellos de quimeras a la vuelta de mi alma
sino sólo latidos sonantes y constantes que no hablan de más.

Hoy que ya no necesito perderme para encontrarte
hoy que se ha roto el vaso con la gota que lo rebalza
hoy que ya no beso en medio de una laguna mental
hoy que resuelvo mas crucigramas
hoy que no es necesario morir de amor para amar.

Hoy que puedo dormir mas de tres horas
y no necesito cafes a media magrugada
puedo decirte gracias por nada y suerte en tu todo sin mi.
Márchate con la soledad brumosa de mi ausencia
y déjame de recuerdo
el dulce sabor de mi vida sin arruinar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario