martes, 28 de diciembre de 2010

REQUIEM

Tú caiste en el juego del dolor
dar más que recibir tu peor amor,
una llama en el silencio duerme
de la mano con el sueño y el destino. 


Te dejaste seducir por el simple hecho de ser 
por la libre verdad y el triste corazón,
dejaste palabras muertas por cada rincón
en el lapso de un minuto de tu intención.


Morí desde ayer hasta mañana
vi el cielo sin siquiera pensar que era el infierno,
me dejé abonar de dolor y decepción
por eso en esta noche digo adiós. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario